Viernes, 19 de Julio de 2019
Resistencia - Chaco - Argentina
Alejandra Stamateas
Jueves, 11 de abril de 2019
Libres para decidir
Para muchas mujeres nada genera tanto temor y duda como ser independientes. El solo hecho de pensar en la independencia les produce miedo, y esta es la razón por la que buscan que les digan qué hacer, que las corrijan y las guíen.


Esto les evita tener que ser independientes, y es una de las verdaderas causas de la codependencia. Prefieren decir que “sí” aunque no estén de acuerdo, para de este modo evitar que las abandonen y así no tener que enfrentar la vida solas.

Algunas mujeres prefieren seguir en una situación que las daña antes de probar algo nuevo. Ir hacia algo distinto implica dejar cierta comodidad, además de poner mucho de su parte y responsabilizarse por las decisiones que toman. Alguien decide por ellas, y estas mujeres descansan en eso. Dejan pasar las oportunidades de hacer algo diferente y tomar sus propias determinaciones.

¿Por qué? Por el beneficio secundario. Esa situación de dependencia les resulta beneficiosa: no responden por sus equivocaciones, no se hacen cargo de los errores que cometen “porque las decisiones las toma otro”.

Mujeres que tienen miedo a crecer, porque eso implica dejar atrás la niñez, abandonar ciertas comodidades de niña, y empezar a tomar decisiones, arreglárselas por sí mismas, dejar de depender de la opinión o la decisión de otros para arriesgarse a tomar sus propias resoluciones. Como nada de todo esto es fácil, prefieren quedar en un estado infantil durante toda la vida.

Ahora bien, eligiendo de esta manera, no se dan cuenta de que así están hipotecando su vida. El día que esas mujeres entienden que tienen capacidades internas para resolver por sí mismas sus vidas, que pueden hacer solas muchísimas cosas, que no necesitan que alguien esté siempre a su lado para resolverles los problemas, ese día empiezan a crecer.

Crecer implica ser independiente, tomar decisiones y hacerse responsable por las consecuencias de las mismas. También supone salir de la zona de comodidad y aprender a resolver conflictos, aceptar las pérdidas y las ganancias, y para ello hay que estar dispuesta a perder en algunas situaciones y a soltar. Cuando una persona puede confiar en sí misma puede asumir riesgos y tener iniciativa. Conocer quién sos te traerá confianza en vos misma y te llevará a encontrar nuevas oportunidades.




 
 
 
 

redaccion@eschaco.com | direccion@eschaco.com
0362 - 15413281 / 0362 - 154647631
Copyright ©2013 | www.EsChaco.com
Todos los derechos reservados.