Lunes, 20 de Noviembre de 2017
Resistencia - Chaco - Argentina
Jacinto Amaro Sampayo
Martes, 17 de octubre de 2017
Leales, siempre leales
En la historia argentina, ésta que está llena de acontecimientos realizados dentro de la Patria misma donde el pueblo participó de actos simultáneos voluntarios y personales, impulsados por su pasión contenida, exteriorizó en su magnitud elevada el 17 de octubre de 1945, para luego llamarse lo que a fuego marcó el Día de la Lealtad.




El pueblo humilde, oprimido en sus expresiones más dolorosas extrajo de sus sentimientos más íntimos esa rebeldía y demostró lo que somos hoy ante el mundo, un pueblo apasionado. Los trabajadores que hasta antes de esa fecha solo eran objetos de la explotación física, moral y legal pasamos a ser sujetos de mucho valor. Los cama-calientes desde sus penurias y sudores, ante la presencia del hombre del destino y dignificador del pueblo, dijeron basta y salieron a pedir la libertad de este amado líder.

Los cabecitas negras que desde distintos lugares de Buenos Aires aún amenazados e intimidados, con puentes levantados como el viejo puente Pueyrredón en el Riachuelo, aún bajo presiones de la oligarquía, se movilizaron a nado, a pie, en lo que tuvieron a su alcance y llegaron a la histórica Plaza de Mayo. Podrán dudar o decir cosas de algunos dirigentes de esa época, cosa sólo de analistas mediocres que hablan mal de los dirigentes como Cipriano Reyes, Espejo, entre otros tantos que levantaron la bandera de la Justicia Social declamada y ejecutada por Perón desde la Secretaria de Trabajo cuando planteaba los nuevos convenios colectivos de trabajo, medidas sobre el salario y el aguinaldo, vacaciones pagas, policlínicos de asistencia y previsión social, política concreta para los sectores de los jubilados, etc, etc, para que dejemos de ser parias en la Patria.

Recuerda él que hasta con su madre discutió fuerte, dándole ella la razón a su hijo, Perón. Libertad a Perón, quien estuvo detenido sin saber por qué delito lo acusaron, hasta corría riesgo su vida. Decía Evita “Yo no niego que haya habido otros movimientos populares de tanta magnitud como el 17 de octubre pero éste superó a todos y fue pacífico y alegre”, “Porque el pueblo llevaba la esperanza, fue un movimiento de gratitud hacia un hombre aparentemente vencido ¿Qué pueblo ha salido a defender a un hombre vencido?, ninguno. Solamente el pueblo argentino cuando él estaba aparentemente vencido salió con su bandera porque en ese momento al decir Perón se decía Patria.” Nos suena las palabras de J. D. Perón al decir y recordar lo que aún no pasa acá con algunos dirigentes, los que somos atacados, mencionaba “Muchas veces me dijeron que ese pueblo a quien yo sacrificaba mis días y noches me traicionaría.

Que sepan esos indignos farsantes que este pueblo no engaña a quien ayuda. Por eso quiero mezclarme en esa masa sudorosa y estrecharlas profundamente con mi corazón como lo podría hacer con mi madre.” Los gana-pan acá en el Chaco seguimos siendo agradecidos y leales, somos los municipales, a quienes represento, los que lo recordamos así en contra de aquellos que creen que el mejor sindicato es el que no existe, y se equivocan rotundamente porque, hoy nosotros en este milenio siguiendo el camino de la lucha y con nuestra fe en Dios y ese Cristo trabajador, nos mantenemos unidos, solidarios y organizados aunque polulen los tibios a quien Dios vomitó, híbridos y traidores que quieren, sin sentir, usar nuestros símbolos, nuestras luchas, nuestra historias, por ello Coronel de Ejército y General del Pueblo Juan Domingo Perón abrácese fuerte con los sudorosos municipales del Chaco que somos y seremos leales, siempre leales.

Jacinto Amaro Sampayo
Secretario General STM y FETMU Chaco
Obligado 849



 
 
 
 

redaccion@eschaco.com | direccion@eschaco.com
0362 - 15413281 / 0362 - 154647631
Copyright ©2013 | www.EsChaco.com
Todos los derechos reservados.